Los errores más comunes al cocinar

Consejos

A veces nos metemos en la cocina y no somos conscientes, pero hay errores que cometemos, ya sea por desconocimiento o por prisa.

Os traemos una serie de errores comunes a la hora de cocinar con los que mejorar las recetas y el resultado final de las mismas. Y ¡¡que aproveche!!

Error 1. No probar la comida.

Un fallo frecuente es no probar la receta en las distintas etapas de su preparación ya que de este modo, es posible corregir posibles errores, como por ejemplo, que falte sal.

Error 2. No seguir la receta al pie de la letra.

Otro fallo frecuente es no aplicar al detalle los consejos del proceso de elaboración de una receta. A veces pensamos que por saltarnos o cambiar un paso concreto, no va a pasar nada. Sin embargo, sí se nota en el resultado final.

Error 3. Calcular a ojo.

Las cantidades vienen especificadas en las recetas por algo. A veces nos da por calcularla a ojo y no seguirlas y podemos cargarnos horas de elaboración de un plato por no pesar los ingredientes.

Error 4. Aspirar a demasiado cuando no se tiene experiencia.

Iniciarse en el mundo de la cocina preparando menús muy elaborados en lugar de elegir una receta sencilla con la que ir ganando confianza ante los fogones puede provocar frustración y que no volvamos a intentar cocinar en años.

Error 5. Utilizar ingredientes de mala calidad.

Está claro que en casa todos queremos ahorrar, sin embargo, en la cocina, los productos de poca calidad ofrecen como resultado recetas de un sabor muy mejorable.

Error 6. Cuidado con la sal

Otro fallo frecuente es añadir mucha o poca sal, dando como resultado un plato con un sabor imperfecto. Por eso es siempre recomendable ir añadiéndola poco a poco e ir probando.

Error 7. Calcular mal los tiempos.

En la cocción, por ejemplo, poner el fuego más alto de lo recomendado en la receta para ahorrar tiempo en su preparación puede afear el aspecto o sabor del plato.

Error 8. Descuidar la presentación.

Después del esfuerzo de cocinar una receta con paciencia y cuidado, olvidar que una receta también entra por los ojos, es otro fallo habitual en los cocineros novatos. Al igual que la impaciencia por aprender rápido o elegir un momento poco oportuno en el que tienes que hacer frente a montón de ocupaciones.

Post a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*